Estrategia de tecnología ante el nuevo acuerdo comercial

Share:

Luego de varios meses de la discusión comenzada a petición de la administración de Donald Trump, México y Estados Unidos lograron un acuerdo que deshace el nombre del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). Se espera que a la brevedad Canadá se sume a la iniciativa que pretende reordenar las pautas de las relaciones comerciales entre los tres países, lo que mantiene el reto para los negociadores que han dilatado el debate y la incertidumbre para las empresas que operan en el marco del pacto.

Mientras se confirma ­o rechaza la paradoja gatopardista que expresa que hay cambiar todo para que nada cambie, las compañías que han creado dependencia del TLCAN tienen una tarea importante que cumplir: conquistar nuevos mercados. Para lograrlo, las tecnologías de información (TI) tienen mucho que aportar.

Dado que las tecnologías son un factor relevante para las labores de posicionamiento, las compañías mexicanas que cuentan con las soluciones informáticas adecuadas pueden desempeñar papeles más allá de los mercados estadounidense y canadiense. La hipercompetencia exige aumentar la capacidad de respuesta de las organizaciones, por lo tanto, la adopción de TI para abordar también plazas latinoamericanas y del resto de los continentes puede significar un crecimiento exponencial. En ese camino, la diversificación es clave.

Ya sea que la estrategia de diversificación sea relacionada (el proyecto se asocia a lo que ya desarrolla la compañía) o no relacionada (el proyecto es totalmente nuevo), las experiencias de cliente personalizadas facilitan ganar nuevos públicos.

Te puede interesar: La personalización como cúspide de tu estrategia de marketing

Aquellas aplicaciones de negocio que centran toda la información en una misma plataforma y permiten habilitar múltiples canales ayudan a conocer a profundidad al seguidor de una marca, por consiguiente, facilitan darle a este la respuesta que busca. Esos datos e información generados con el apoyo de la analítica tienen el poder de dar una visión 360 del negocio capaz de indicar cuál es el paso a seguir. En este sentido, la dupla CRM e inteligencia de negocios resulta esencial para las empresas que desean calar en diversas fronteras.

Con el perfeccionamiento de la cartografía digital, otra carta a favor de la prospección y la conquista de nuevos mercados la brinda la inteligencia de localización, disciplina que trata sobre la obtención y el análisis de información del entorno geográfico. Esta permite conocer cuestiones relativas a la ubicación de un nuevo negocio, como ambiente, seguridad y comunicación, lo que disminuye los riesgos asociados al establecimiento de nuevos puntos de venta.

Por lo visto, las tecnologías ofrecen múltiples ventajas y beneficios que se pueden encaminar a la obtención de cuotas de mercado en diferentes naciones. Con independencia de la industria y de la transformación o cese del TLCAN, es el ejercicio de la innovación lo que dará la señal para que la organización llegue cada vez a más rincones del planeta. Como dice El Quijote: “Donde una puerta se cierra, otra se abre”, y si se va de la mano de soluciones de vanguardia, es más fácil identificar la oportunidad.

También te puede interesar: Estrategia empresarial basada en TI

 

Share:

Leave a reply

[index]
[index]